Desayunos recomendados durante el embarazo

El desayuno en las mujeres embarazadas es considerado una de las comidas más importantes durante todo el día, y esto es porque las mujeres vienen de largas horas de descanso nocturnas en donde no se ingirió ninguna comida y al iniciar el día la demanda alimenticia se hará presente.

En vista de que la madre debe velar por la nutrición propia y del feto, la primera comida debe estar planificada y bien elaborada con alimentos que logren cumplir con los requerimientos y necesidades nutricionales, por ende se han creado planes alimenticios para cumplir en ese punto muy importante y relevante.

¿QUÉ SE ESTÁ EVITANDO CUANDO LAS MUJERES EMBARAZADAS DESAYUNAN DIARIAMENTE?

que comer durante el embarazo

Es y siempre será importante hacerle conocer a las mujeres embarazadas el por qué de la relevancia en la primera comida del día, cuando se está en período de gestación toda demanda nutricional es elevada al doble, en fibra, proteínas, aminoácidos, ácidos grasos, vitaminas, minerales y mucho más.

La gran parte de ellos se obtienen de las comidas a lo largo del día, pero hay un detalle resaltante que se es ignorado pero que en el embarazo resulta ser de cuidado porque es ahí donde la mayoría de las veces falla la alimentación.

En la noche y durante el descanso se pasan muchas horas sin ingerir un solo alimento, más de cinco horas de sueño en donde el cuerpo sigue trabajando pero de forma leve, el hecho de que se esté durmiendo no quiere decir que las necesidades se frenen, todo lo contrario, el cuerpo sigue necesitando para poder responder.

Y es ahí donde aparece lo que necesitamos evitar, el catabolismo, éste proceso metabólico básicamente se presenta cuando el cuerpo no está obteniendo a corto plazo lo que necesita en nutrientes, utilizando los almacenados en las reservas naturales del cuerpo disminuyendo la biodisponibilidad de los nutrientes a nivel celular.

Los cual puede traer como consecuencia la baja de peso, las anemias, los problemas de concentración, los problemas metabólicos como la diabetes gestacional y otros más que de establecerse pueden ser serios.

Para beneficio no todo es negativo, y es que el mismo catabolismo puede ser controlado al inicio del desayuno, con alimentos cargados de vitaminas, minerales y proteínas, de aquí se deriva principalmente la gran importancia del desayuno en las mujeres embarazadas.

DESAYUNOS RICOS EN NUTRIENTES PARA LAS EMBARAZADAS

desayunos recomendados durante el embarazo

La siguiente lista de desayunos saludables para embarazadas contiene muchos nutrientes que pueden frenar el catabolismo completamente para evitar los consumos progresivos e innecesarios de los que se almacenados en el organismo.

Tienen un alto contenido de probióticos y fibras que evitan el estreñimiento, proteínas naturales útiles para la metabolización celular, minerales para la correcta función celular y la síntesis de tejido nuevo en el feto, no pueden faltar los aminoácidos para que a nivel mitocondrial se produzca la cantidad de energía necesaria manteniendo el rendimiento y mucho más.

1.      Muesli a base de yogurt y frutas

El Muesli es un alimento con alto contenido en fibra que cabe excelentemente como desayuno, se puede conjugar con el yogurt y ciertas frutas preferiblemente cítricas, la combinación de estos tres ingredientes aportan al organismo una bomba nutricional envidiada y bien aprovechada.

Se le da al organismo un total de un 20 % en proteínas de origen vegetal, calcio, vitaminas como la D y E, aminoácidos esenciales y minerales como el hierro, magnesio y zinc.

La cantidad es variable, todo depende de qué tanto pueda consumir la madre gestante y su tolerancia gástrica, pero se recomienda que una taza mediana de ésta preparación como desayuno al menos tres veces a la semana será del todo beneficiosa.

Se puede acompañar con una fuente de carbohidratos como panes integrales tostados, con margarina o solo, pero el Muesli como tal resulta ser un buen desayuno cargado de muchos minerales.

2.      Ensalada de frutas

dieta en el embarazo

Nunca deben faltar las frutas en la dieta de las mujeres embarazadas, aparte de tener un relevante contenido nutricional aprontan ese nivel de saciedad y satisfacción necesaria para evitar el ganar peso innecesario y graso.

El único detalle de las ensaladas de frutas es que no se pueden dejar preparadas de un día para otro, porque la mayoría de sus ingredientes se oxidan perdiendo la biodisponibilidad de los nutrientes.

Tomado en cuenta ese consejo, las ensaladas de frutas deben ser realizadas al mismo tiempo que se va a consumir para así gozar de todo lo aportado por el organismo, y que éste aproveche la mayor cantidad de vitaminas y minerales posibles.

Entre los ingredientes más comunes para elaborar una buena ensalada de fruta se tienen los siguientes:

  • Plátanos, cambur o banana.
  • Peras.
  • Manzanas.
  • Uvas.
  • Lechosa o papaya.
  • Patilla o sandía.
  • Fresas.
  • Mandarinas.

Una porción mediana de ensalada de frutas dos veces a la semana como desayuno le da al organismo un sinfín de vitaminas como la A, E, D y B6 entre otras, siendo las frutas la mejor y más sana fuente para adquirirlas.

3.      Barras de cereales caseras

Con la misma elaboración de las barras de cereales caseros se evita el consumo de aditivos y conservantes químicos que puedan afectar la formación fetal. Desde el punto de vista nutricional por medio de estas barras de obtienen un nivel elevado de ácido grasos, fibras y muchos minerales demandados por el  mismo embarazo.

Para la elaboración de las barras se necesita:

  • Avena.
  • Miel.
  • Frutos secos.
  • Granola.

Algunas personas le colocan harina de pan lo cual es opcional, todos los ingredientes menos la miel deben ser pre procesados para disminuir su tamaño y puedan ser compactados.

Una vez pasado por la licuadora, en un envase colocarlos todos y agregarle la miel para luego ir mezclando dejando una masa grumosa y heterogénea maleable, separarla en pequeñas porciones  y si se tiene moldes, darles la forma que desee para luego meterlas en la nevera.

Como desayuno, se pueden comer entre dos a tres barras de cereales acompañadas de leche de soja, almendra o leche de vaca, en contenido nutricional las barras de cereales aportan un total del  20 % de fibra y 15 % de minerales entre otros.

4.      Sándwich de queso y tomate acompañado de yogurt griego

Es uno de los desayunos saludables para embarazadas más provechosos y consumidos la mayor parte de las veces, la conjugación de todos los ingredientes hacen que la mujer tenga un leve porcentaje de varios nutrientes a la vez, entre ellos, carbohidratos, vitaminas, probióticos, minerales y por supuesto vitaminas.

En preparación

Al pan integral preferiblemente agregarle queso amarillo bajo en grasa y rodajas de tomate cortadas finamente para eliminar las semillas. Se puede colocar un poco de margarina en la parte interna y externa para dorar.

Colocar a la plancha hasta que la corteza se endurezca y retirar para luego consumir acompañado de un vaso de yogurt griego bajo en grasas y calorías.

En aporte nutricional que la futura madre está consumiendo tiene un total de 13 % de carbohidratos, 18 % de proteína, 10 % de vitaminas, 30 % de probióticos y un 17 % de ácido fólico.

Todos estos nutrientes serán absorbidos y procesados casi al instante por el organismo para satisfacer la demanda alimenticia tanto de la madre como del mismo feto en cuestiones de minutos.